Un paseo por la ciudad de Vidin

La ciudad de Vidin, en el noroeste de Bulgaria, surgió en el siglo III a.C. como una fortaleza celta llamada Dunonia. En el siglo I los romanos la conquistaron, reforzándola, y dieron al asentamiento fortificado el nombre de Bononia. En la Edad Media, ya con el nombre de Bdin, entró en los límites de Bulgaria cuando el país fue fundado por el Khan Asparuj (681–701). Hoy en día, la ciudad del Danubio atesora un patrimonio cultural e histórico que proporciona información sobre la época romana, el medioevo búlgaro, el período otomano y la Bulgaria posterior a la Liberación del dominio otomano. Volen Antov, un joven natural de Vidin, presenta especialmente para Radio Bulgaria a su ciudad. El punto de partida del paseo es el Castillo de Abuela Vida, emblemático de la ciudad.

La fortaleza Baba Vida
Es el castillo medieval mejor conservado de Bulgaria –dice Volen– . No hay otro de su género en las actuales tierras búlgaras que se aproxime tanto al tipo de construcción del siglo XIV. Además, desde aquí se abre un hermoso panorama hacia el río Danubio.

Снимка

La siguiente parada es el Parque del Danubio donde se pueden ver varios edificios simbólicos de Vidin: la Metropolia (el arzobispado), una oficina de correos antigua y una mezquita turcas.

El parque a orillas del Danubio
Esta última fue construida por el gobernador otomano de Vidin, Osmán Pazvantoglu, (1793–1807) que se proclamó independiente del Sultán y promovió una política independiente.

La mezquita construida por Osmán Pazvantoglu
Es el único templo musulmán del mundo que ostenta en su minarete un corazón invertido en lugar de una media luna; es, probablemente, una expresión del amor que Pazvantoglu profesaba por su familia. Otro edificio interesante es el de la sinagoga.

La sinagoga
La sinagoga data de finales del siglo XIX –agrega el guía– . Por aquella época aquí había una importante comunidad judía. Acabada la Segunda Guerra Mundial, esa comunidad, en su mayor parte, abandonó la ciudad. El destino de la sinagoga, la segunda más grande del país, después de la de Sofía, es bastante triste. Por un corto tiempo fue convertida en un almacén, luego fue abandonada, y así sigue hasta hoy en día. Sin embargo, ahora hay esperanza para su futuro ya que la comunidad judía en Bulgaria recientemente ha transferido la propiedad al Ayuntamiento, y la sinagoga podrá postular a proyectos de restauración.

La antigua puerta principal de la fortaleza Stambul Kapia
En la plaza central de Vidin se puede ver la antigua puerta principal de la fortaleza. Otra de las curiosidades es la Catedral de San Dimítar Sólunski (san Demetrio de Salónica), construida en el lugar donde había una iglesia de madera del siglo XVII.

El mausoleo del arzobispo Antim I y la Catedral de San Dimítar Sólunski
Durante la Edad Media Vidin fue un importante centro de tránsito de mercancías a Europa; varios sitios de la ciudad recuerdan aquel período.

El depósito veneciano
Vidin mantuvo lazos con la República de Venecia –explica Volen– . Todavía se conserva un lugar conocido como El Almacén Veneciano. Eran unos recintos ubicados bajo la tierra, en proximidad al Castillo de Abuela Vida. En esos recintos no penetraba agua y las mercancías estaban bien protegidas de inundaciones.

La tumba de Osmán PazvantogluAl igual que cualquier ciudad, también la de Vidin posee tesoros ocultos para los forasteros.

Sólo se les puede ver desviándose un poco de la ruta turística principal, comenta Volen Antov. Tales tesoros son una parte bien conservada de la muralla de la fortaleza, ubicada en un lugar no muy céntrico, monumentos interesantes de la época otomana que están fuera de la fortaleza antigua, así como la tumba de Osmán Pazvantoglu. Vidin mantuvo contactos con Europa Central y Occidental por el Danubio, y eso se refleja en la arquitectura de la ciudad. A finales del siglo XIX e inicios del XX, Vidin, junto con otras ciudades danubianas búlgaras, podría ser considerado importador de la arquitectura europea en este país. Recorriendo a lo largo y ancho de Europa, los comerciantes traían consigo muchas ideas tomadas de allí. De esta manera en lo arquitectónico la ciudad imitaba al occidente europeo de aquel período, explica Volen Antov.

Снимка

Волен АнтовEl propio Volen en un cierto período de su vida construía una carrera exitosa en Sofía pero decidió regresar a su ciudad natal. Explica que en todas partes hay futuro, siempre y cuando se tengan deseo y objetivos a perseguir.

Lo más fácil es irse a la gran ciudad pero yo estoy acostumbrado a la vida en Vidin, me siento bien aquí –dice Volen– . En la actualidad todos hablan de Vidin como de la región más pobre de la Unión Europea. Así es, pero esto de ninguna manera debería ser su característica determinante. Vidin guarda el espíritu de muchas épocas pasadas y es un destino muy atractivo.

Versión en español por Daniela Radíchkova
Fotos: Wikipedia, opoznai.bg y archivo personal

Más en la categoría

La viajera Zornitsa Shepkova: “Me impresiona la bondad y la empatía de la gente que encuentro mientras viajo”

“Dentro de 20 años se sentirán Vds. más decepcionadas de las cosas que no hayan hecho que de las que sí han hecho. Por esto icen las velas, zarpando del puerto seguro. Exploren. Sueñen. Descubran”. Son frases del escritor norteamericano Mark Twain..

Publicado el 17/06/18 09:40

El monte Ruy reúne a búlgaros y serbios bajo el ardiente sol

Antaño un destino vagamente popular, la parte más occidental de la Bulgaria del Oeste, ahí donde se recogen los pliegues de varias montañas bajas (Zavalska, Lyubash, Rui, Cherna Gora, Golo Bardo, Konyavska, etc.), se ha convertido en la última década en..

Publicado el 15/06/18 14:01

Competición de bicicletas y nutrido programa festivalero atraen a los turistas en “Balcania”

Una competición de bicicletas alegrará a los aficionados al ciclismo de montaña el 2 de junio en la ciudad de Apriltsi. El mensaje de la competición, que es también la inauguración de la temporada turística en la zona, es proteger el medio ambiente. Los..

Publicado el 02/06/18 08:00