La Agencia Estatal para los Búlgaros en el Extranjero premia a La Mujer Búlgara del Año 2018

La coreógrafa Irinka Gocheva: “El joró para mí es como un opiáceo. Hoy necesitamos estar juntos tomados de las manos”

Foto: BGNES

Por décimo año, la Agencia Estatal para los Búlgaros en el Extranjero otorga el premio La Mujer Búlgara del Año 2018 “Santa Zlata Maglenska”, siempre representada con un traje típico y que vivió en el s. XVIII en una pequeña aldea búlgara en el territorio del Imperio Otomano.

Las mujeres nominadas en reconocimiento a su labor en preservar y difundir el idioma, la cultura y las tradiciones búlgaras este año fueron cinco que viven en el extranjero: Doris Hernández-Dukova de Bogotá, fundadora de la Alianza Búlgaro-Colombiana; Irinka Gocheva, profesora de folklore búlgaro en Chicago, EEUU; la cantante de ópera y miembro del Club de Mujeres y Familias Búlgaras en la ciudad alemana de Hamburgo, Ludmila Gueorguieva; Svetla Kioseva, directora de la escuela búlgara en la capital húngara de Budapest y la directora de la escuela secundaria en Bolgrad "Gueorgui S. Rakovski" en Ucrania, Snezhana Skoric. El jurado eligió a Irina Gocheva como ganadora del premio La Mujer Búlgara del Año 2018,.

Más de 15 años Irinka Gocheva lleva incentivando a más de 70 búlgaros de 5 a 55 años de edad a bailar durante horas con la magia de los ritmos búlgaros atrayendo a amigos estadounidenses. Es la creadora y directora artística de uno de los conjuntos de danza búlgaros más grandes de América del Norte: el conjunto folclórico Joró y el conjunto folclórico infantil "Jortse" en la escuela búlgara “John Atanasov” en Chicago. Crea y dirige composiciones coreográficas profesionales con las que los bailarines participan en todos los eventos organizados tanto por la comunidad búlgara en Chicago y la región como en festivales internacionales en los EEUU y Canadá.

Recientemente empezó a impartir folklore en la escuela búlgara en Sarasota, Florida. El cónsul general de Bulgaria en Chicago, Iván Anchev, la define como uno de los líderes de la comunidad búlgara en Chicago y en el medio oeste de los Estados Unidos. "Las canciones folclóricas, los bailes y las costumbres son nuestra identidad, esas hebras visibles o invisibles del ADN búlgaro que nos hacen parientes en todos los mares y continentes, y que de una manera especial son nuestra fe", dijo la vicepresidenta de la nación, Iliana Yotova, saludando a la ganadora del premio La Mujer Búlgara del Año 2018, Irinka Gocheva.

Irinka Gocheva recibió con mucha emoción este premio. Ella dijo que al recibirlo había dicho: ¡Bravo! ¡Bravo a la gente de la comunidad búlgara, cuya carga y sed de actuar en el escenario la motiva a hacer milagros!
 "Este premio para mí es un gran honor que no lo acepto personalmente, lo comparto con todos los que me rodean, mi familia y toda la comunidad búlgara, continuaré con el mismo entusiasmo y responsabilidad a multiplicar a las personas a las que les gusta el folclore, la danza y las costumbres búlgaras, y así preservar la tradición búlgara.

"El ritmo y el baile son una sóla cosa y cuando estamos bailando joró sentimos que la energía pasa a nuestras manos", dice Irinka Gocheva y agrega: "El joró es como un opiáceo. Es algo que nos ha protegido en el pasado porque hoy en día necesitamos estar juntos tomados de la mano. Y no olvidemos de dónde somos y cuáles son nuestras raíces. La danza y la música búlgaras me dan fuerzas para seguir viviendo como inmigrante. Porque no es fácil en el extranjero. Todo el conjunto, tanto los pequeños como los grandes, hemos creado una pequeña Bulgaria allí, y eso es maravilloso".

Versión en español por Ludmila Sávova

Más en la categoría

Pueblo de Krinichnoe, Ucrania

Ilyana Yotova, vicepresidenta de Bulgaria, a Radio Bulgaria: La inercia en la UE es más peligrosa que las reformas

Agradezco la oportunidad de hablar para Radio Bulgaria, puesto que este medio transmite para nuestros compatriotas en el extranjero; esta es una prioridad muy importante para mí y para nuestra institución, señala la vicepresidenta de Bulgaria,..

Publicado el 23/05/19 16:02

Historia de la salvación de un centro comunitario

Un centro comunitario que lleva el nombre de los santos hermanos Cirilo y Metodio, restaurado tras una gran inundación en el pueblo de Dolni Bogrov Nuestro centro comunitario ha seguido siendo el único lugar que tenemos para reuniones festivas y la vida..

Publicado el 22/05/19 14:14

Vuelve la formación profesional

Desde mediados del siglo pasado, la formación común en Bulgaria siempre ha ido paralela a la profesional. A principios de los años 80, durante una década ambos sistemas se unieron en los llamados “complejos educativos y profesionales”. Entonces las..

Publicado el 21/05/19 15:17