Décimo aniversario del Centro Museístico “Arte tracio en el Monte Ródope oriental”

En el año 2000, el arqueólogo doctor Gueorgui Kitov y su equipo descubrieron en el montículo Roshava Chuka, en las afueras del pueblo de Alexandrovo de la región de Jáskovo, una necrópolis tracia del siglo IV antes de Cristo. Sus frescos y su arquitectura de elevado valor artístico hicieron que descollara por entre el resto de monumentos del patrimonio cultural tracio que se han conservado en las tierras de Bulgaria. Esta necrópolis es, igualmente, la más grande edificación de este tipo, descubierta en Bulgaria.

Con el fin de preservar este monumento del arte y la cultura, el cual ya antes de ser descubierto había sido parcialmente saqueado y destruido por buscadores de tesoros, se creó en sus inmediaciones el Centro Museístico  “Arte tracio en el Monte Ródope oriental”. Desde el año 2011 se encuentra incorporado a los Cien sitios de interés turístico nacional .En este centro se ha hecho una réplica “museística” exacta de la necrópolis, la cual, a diferencia de la original, es accesible para vistas turísticas. Para las obras de construcción del centro, el Gobierno del Japón donó 3 500 000 dólares, y para la apertura de aquél, el 15 de mayo de 2009, llegaron personalmente Sus Altezas Imperiales, el Príncipe Akishino y su esposa, la princesa Kiko. La necrópolis de Alexandrovo es un monumento de la cultura de importancia nacional y también postula a ser incluida en la Lista del Patrimonio Cultural Mundial de la UNESCO.

Penko Dobrev, director del Museo Regional de Historia de Jáskovo, resalta que la réplica de la necrópolis que se puede apreciar en el centro de la exposición museística, ha sido recreada en el aspecto arquitectónico y la decoración artística integrales de la necrópolis original. Sólo se ha acortado el pasillo de 14 metros por el que se llega  consecutivamente a un local rectangular y a otro, redondo. Ambos recintos se encuentran adornados con motivos y figuras diversas: de animales, guerreros, simples ornamentos. Es igualmente variada la paleta cromática de los frescos.

Sólo son dos las necrópolis abovedadas en que se han conservado los frescos: una es la de Kazanlak , y la otra, la de Alexandrovo, explica Penko Dobrev. Esta última es más espaciosa y en ella se pueden ver escenas de la vida de los tracios, muestras de su indumentaria, de sus métodos en cacerías, de los ágapes y festines, de las batallas, de sus ritos mortuorios. Los dibujos no son esquemáticos como los que se podrían ver en todas partes en los Balcanes. Traen información pormenorizada sobre los tracios y este lujo de detalles transforma la necrópolis en un lugar valioso y único en su género. Encima de la efigie del perfil de un hombre joven hay una inscripción que bien puede haber sido hecha por el primer grafitero en ese lugar o por el autor de la necrópolis. Según los expertos, la primera palabra en esa inscripción “Kodzimases Christos” es un nombre propio de origen tracio y, la segunda, un sobrenombre que significa artesano hábil y apto.

Los frescos que decoran la necrópolis de Alexandrovo le otorgan el rango de monumento inconfundible del arte tracio. Están recreados en ellos un jinete y un guerrero pedestres enzarzados en una pelea, caballos cuyos arneses aparecen muy detallados, personas en un festín ante una mesa cubierta de diferentes tipos de recipientes de oro y plata, cazadores a lomo de caballo persiguiendo a jabalíes y venados. Las escenas evocadas en los frescos proporcionan información incluso sobre las armas de los tracios, algunas de las cuales habían quedado ignoradas hasta hoy en día.

Los frescos en la cámara redonda en la que éstos forman varias franjas, recrean la vida de un cacique tracio difunto, según Penko Dobrev, a una edad relativamente joven. Se desconoce su nombre pero se presume que fue de noble linaje y de estatus elevado. En el Centro Museístico, al lado de la réplica de la necrópolis de Alexandrovo, se exhiben asimismo fotos relativas a su descubrimiento y su exploración posterior, como también de fragmentos de los frescos originarios. Todas las fotos van acompañadas de textos explicativos detallados. Se pueden apreciar en este centro asimismo diferentes artefactos de la Edad de Hierro Tardía, como también.

Objetos mortuorios, básicamente del período tracio (siglos del quinto al primero antes de Cristo). En multitud de fotos está representada la cultura tracia característica para la porción oriental del Monte Ródope. Además de los santuarios tracios de Perpericón y Tatúl se han incluido muestras de la llamada cultura megalítica, que es más antigua. Nuestra idea es mostrar todo cuanto se pueda asociar a las costumbres de la gente que vivió en la Antigüedad en el Sureste de Bulgaria. Los visitantes pueden ver asimismo el oro más antiguo, fechado en el año 4500 a 4 000 antes de Cristo. Se trata de muestras de uno de los primeros oros procesados y elaborados en el mundo, descubiertas en la zona de la montaña Sakar. Por la exquisitez de su factura, los objetos pueden rivalizar con los descubiertos en la necrópolis calcolítica de Varna, cuyos objetos están siendo considerados también como muestras del oro tecnológicamente elaborado más antiguo en el mundo, que se remonta al comienzo del cuarto milenio antes de Cristo, concluye diciendo Penko Dobrev, director del Museo Regional de Historia de Jáskovo.

Versión en español por Mijail Mijailov

Más en la categoría

Décimo aniversario del Centro Museístico “Arte tracio en el Monte Ródope oriental”

En el año 2000, el arqueólogo doctor Gueorgui Kitov y su equipo descubrieron en el montículo Roshava Chuka, en las afueras del pueblo de Alexandrovo de la región de Jáskovo, una necrópolis tracia del siglo IV antes de Cristo. Sus frescos y su..

Publicado el 15/05/19 16:12

La Mezquita de Tombul, una breve historia sobre el templo, las épocas y la gente

Shumen es uno de los centros del Renacimiento Nacional búlgaro (siglos XVIII a XIX), de la vida cultural y espiritual de aquel período. Su ambiente se puede respirar aquí aún hoy en día. En esta ciudad del noreste del país se conservan como museos las..

Publicado el 26/02/18 15:45

El Monasterio de Étropole, un siglo de luces

El monasterio de La Santísima Trinidad, de historia centenaria, conserva páginas brillantes caligrafiadas y dibujadas por artistas talentosos. En esa santa morada hace cientos de años fue fundada y floreció una de las escuelas literarias más..

Publicado el 05/11/17 09:00