La antigua destilería de rosas de la ciudad de Strelcha termina la temporada de producción activa con un flujo de turistas

El aceite de rosa de Bulgaria sigue siendo a día de hoy uno de los aceites esenciales más buscados y de mayor calidad de todo el mundo. Destaca por su aroma duradero y sus propiedades curativas, por lo cual la esencia de rosa oleaginosa búlgara es la base de una amplia gama de productos cosméticos y medicinales. Una de las destilerías de aceite de rosa más antiguas de Bulgaria se encuentra en la ciudad Strelcha, al pie de los Balcanes. Se encuentra a las afueras de la ciudad, de camino a Koprivshtitsa, y se estableció en ese lugar en los años posteriores a la Liberación de Bulgaria del dominio otomano. Por lo tanto, hace casi un siglo y medio que en Strelcha se recolecta y se procesa rosa oleaginosa en la antigua destilería de rosa de la ciudad. Los lugareños afirman que su destilería de rosas es la segunda más antigua en la región de cultivo de rosas de Bulgaria. En los últimos años, las instalaciones se han modernizado y el inversor ha logrado un ciclo cerrado: desde la producción de aceites esenciales hasta su incorporación a una serie de productos cosméticos que se distribuyen en el mercado búlgaro y en el extranjero.



En Strelcha, cultivar rosa oleaginosa forma parte de la tradición familiar. Aquí literalmente todas las familias cultivan entre 0,1 y 0,3 hectáreas de rosa oleaginosa, y el aceite extraído de ellas se conserva en la familia como una valiosa reliquia. Las rosas de Strelcha en realidad provienen de la cercana ciudad de Koprivshtitsa, y así, gracias al clima adecuado, empezó la producción masiva de rosas, explica Nadia Romankova, directora interina del Museo de Historia de Strelcha.

Justo después de la Liberación, se llevó la rosa oleaginosa desde la ciudad de Klisura a Koprivshtitsa. Sin embargo, Koprivshtitsa se encuentra a mucha más altitud en la montaña. Los lugareños plantaron rosaledas, pero resultó que la planta no podía sobrevivir en un clima de montaña a tanta altitud. Por eso se deshicieron de sus plantaciones de rosa y las vendieron en Strelcha junto con los alambiques, las calderas y todo el equipo para destilar. Entonces varias familias plantaron aquí las primeras rosaledas, y quedó patente que gracias al clima favorable, la rosa crecía muy bien en la zona. El rápido desarrollo de la producción de rosas comenzó en la década de 1920. Había alrededor de 30 hectáreas de plantaciones de rosas cultivadas por familias. Al principio los habitantes de Strelcha intentaron destilar el aceite de rosa en sus casas, pero como se necesitaba mucha agua para hervir los pétalos de rosa y un lugar donde depositar los residuos, se reunieron y decidieron crear juntos una destilería cerca del río. Se instalaron varias calderas y se empezaron a hervir pétalos de rosa. Actualmente ya hay alrededor de 600 hectáreas de plantaciones de rosas de cultivo familiar. Por eso cada mes de mayo, cuando llega la cosecha de la rosa, una gran euforia invade toda la ciudad. El Festival de la Rosa se organiza en Strelcha desde 1996. Se elige a la chica más guapa para que ostente el título de "Reina de la Rosa", y además, cada año organizamos el espectáculo de restauración histórica "Cosecha de la Rosa". El día de la fiesta, todos los visitantes pueden visitar la destilería y la rosaleda, donde aficionados con trajes tradicionales, recrean la tradición popular y engalanan a los espectadores con rosas.



Las plantaciones rosas llevan en nuestra familia 60 años, transmitidas de generación en generación. Sin embargo, me temo que después de nosotros no habrá nadie que se ocupe de ellas, porque nuestros hijos se han mudado por trabajo a las grandes ciudades y ahora rara vez vienen de visita,
señala Ivanka Ivanova, una trabajadora de la Antigua Destilería:

La nuestra es una de las destilerías de rosa más antiguas que aún funcionan. Encima de la puerta hay un cartel que reza: "Cumplimiento del régimen tecnológico: garantía de aceites esenciales de primera calidad". De tres toneladas y media de pétalos de rosa se extrae un kilogramo de aceite esencial. El edificio de la Antigua Destilería está construido de tal manera que en la parte superior, que da a la calle, se transportan los sacos de pétalos rosa, que bajan por unas cintas especiales hasta las calderas. Hay mucho trabajo y ya no se puede confiar en los beneficios. En los últimos años vendemos cantidades pequeñas y el precio ha ido bajando. Sin embargo, cada vez más turistas vienen en cualquier época del año para ver por dentro una destilería moderna.

Versión en español por Marta Ros
Fotos: Archivo personal

Más de la sección

Nueva ruta de bicicleta permite al ciclista asomarse a las bellezas de la región de Tran

“VeloErul” es el nombre del primer trayecto para bicis de montaña en el municipio de Tran, en el oeste de Bulgaria. Recorrerlo le ofrece a uno la oportunidad de rozar la magia de una de las comarcas más encantadoras de Bulgaria. La apertura..

Publicado el 18/10/19 11:48

Un recorrido por la “Calle del tiempo”

Hay en la zona céntrica de la capital de Bulgaria una multitud de edificios y callejuelas cuyas historias merecen ser narradas. Una de las historias curiosas es la de la calle más corta de Sofía, la “Malko Tarnovo”.Pese a tener una longitud de..

Publicado el 17/10/19 13:24

La fiesta del plato más búlgaro, en el pueblo de Smilyan

Un tazón humeante con el sabor más búlgaro reunirá en una celebración en los montes Ródope a los amantes de las famosas alubias de Smilyan. Incluso si acuden visitantes de todo el país, para todos habrá una ración de esta especialidad con un toque de..

Publicado el 16/10/19 12:48