Podcast en español

Radio Nacional de Bulgaria © 2022 Todos los derechos reservados

La cartelera teatral búlgara

El Teatro Nacional Iván Vazov
Foto: Veneta Pavlova

En los últimos 20 años, el amor del público búlgaro por el teatro ha atravesado por etapas que, en cierto modo, están en consonancia con los cambios sociales y económicos que Bulgaria conoció. Eso se ha sentido con mayor fuerza en Sofía. En los escenarios teatrales de la capital actuaban con total entrega actores queridos por varias generaciones de espectadores; mientras, hacían sus primeros pasos en la profesión jóvenes talentos graduados recientemente. Hubo también períodos en los que las salas quedaron desiertas. Los espectadores, en vez de disfrutar de la función en el retiro del salón teatral, se habían trasladado a la calle y a las grandes plazas de las ciudades, donde se representaba un espectáculo político que ellos mismos podían protagonizar.

Tratando de atraer al público, los teatros empezaron a apostar en piezas de contenido comercial que, a veces, manifestaban franca falta de buen gusto, lo cual, al parecer, daba resultados. Por fortuna, esta etapa duró poco tiempo. Y apenas hace unos años, lamentablemente, en vísperas de la crisis financiera mundial, el público de nuevo empezó a llenar las salas en busca de los valores que ofrece la buena dramaturgia.
Según Krasimira Fílipova, jefa de la Dirección de Artes y Generaciones Creativas del Ministerio de Cultura, lo mejor de este retorno es que a los salones teatrales acuden más jóvenes.

La Sra. Fílipova señala que inalterable líder, en cuanto al interés por parte del público, es el Teatro Nacional "Ivan Vazov", cuya cartelera abarca un amplio repertorio clásico, como también títulos modernistas que son una provocación para el auditorio. Salir a actuar al tablado del reputado teatro es un reconocimiento para los comediantes.Krasimira Fílipova prosigue, hablando de otros teatros emblemáticos de Sofía: “Un caso interesante, por su estructura, es el teatro “Lágrima y Risa”, que no tiene compañía propia. Se trata más bien de una escena abierta donde intervienen actores invitados o compañías itinerantes.

Tampoco tiene compañía propia el teatro “199”. Pero en su escenario aparecen los comediantes más aclamados por el público. Podría decirse que el interés de los espectadores es provocado, antes que nada, por las grandes figuras del arte escénico. Algunos de ellos son artistas autónomos, otros son de diferentes conjuntos teatrales.
Un verdadero escenario experimental que goza de gran éxito es el Taller “Sfumato”, prosigue Krasimira Fílipova. De los teatros búlgaros éste es, tal vez, el que mayores triunfos ha alcanzado fuera del país”. En 2008, por ejemplo, el Taller suscitó el interés de los aficionados al arte teatral en París y Nancy, en Francia, mientras que en la capital de Corea del Sur, Seúl, ganó un premio de prestigio.
El Taller “Sfumato, administrado por Margarita Mladenova e Iván Dobchev, que son, además, directores de escena de los espectáculos que ahí se ponen, ha creado su propio nicho cultural. El público que va a ver las funciones sabe que lo que lo espera es una interpretación original de los textos literarios y un repertorio, diferente del de los demás teatros”.

© Foto: Veneta Pavlova

El Teatro de la Sátira es entre los preferidos por el público.

El Teatro de Guiñol es otro escenario destacado de Sofía. Eso no se debe únicamente al hecho de que los más pequeños ciudadanos de la capital han crecido con sus espectáculos.

 “Últimamente, el teatro se ha orientado a presentar también espectáculos destinados a los adultos, señala la Sra. Fílipova. Uno de ellos incluso se llevó el palmarés del prestigioso festival internacional de marionetas "El Delfín de Oro” que tiene lugar cada tres años en la capital marítima de Bulgaria, Varna. Hasta no hace mucho, el público consideraba que el teatro de Guiñol era sólo para los niños. Pero él posee infinitas herramientas e inusitadas maneras de expresión, más sugestivas que las del teatro dramático”.
Según Krasimira Fílipova, a excepción de algunos teatros, de un específico perfil propio, las demás compañías de Sofía muestran gustos muy similares en la selección de sus repertorios. Su cartelera recoge una nómina de piezas de lo más heterogénea en cuanto a nacionalidad y estilo.

A pesar de que tiene una larga tradición teatral, la capital búlgara todavía no figura en el mapa de los grandes escenarios europeos. Krasimira Fílipova está convencida que los actores búlgaros pueden rivalizar en talento con sus colegas de otros países, por eso deben ser más activos y dar a conocer el teatro nacional en el exterior. Pero para que esto suceda se necesitan recursos, que en estos tiempos difíciles ni los patrocinadores tradicionales pueden facilitar.
Para mantener el interés del público en los tiempos de crisis, los teatros deberían popularizar sus espectáculos de una manera nueva, original y hasta fuera de lo común.

Versión al español de Daniela Radíchkova

Más de la sección

¿Cómo tomé los hábitos de sacerdote? Un relato sobre la fe basado en las historias personales de 33 sacerdotes ortodoxos

La vocación de los sacerdotes es servir simultáneamente a Dios y a los creyentes. Del buen cumplimiento de esta misión depende la creación de una comunidad religiosa en el templo en que llevan a cabo su oficio. Hoy en día, cuando la fe y la confianza..

Publicado el 24/01/22 13:45

Chíprovtsi, la villa de las alfombras tejidas, recupera muestras antiguas gracias a una donación del extranjero

El Museo de Historia de la ciudad de Chíprovtsi, famosa por sus tradiciones en la tejeduría de alfombras, en el noroeste de Bulgaria, ha recibido un valioso donativo. El matrimonio, formado por Timothy y Penelope Heis, de EE.UU., quienes coleccionan y..

Publicado el 23/01/22 10:05

John Malkovich dirigirá una obra teatral en Bulgaria

El actor, productor y director de cine estadounidense John Malkovich ( Las amistades Peligrosas, Cómo ser John Malkovich, Con Air: convictos en el aire, En la línea de fuego , etc.) hará una puesta en escena de una pieza en el Teatro Nacional de..

Publicado el 19/01/22 20:46
Подкасти от БНР