Radio Nacional de Bulgaria © 2021 Todos los derechos reservados

Numerosas iniciativas y un variado programa cultural marcan el centenario de la proclamación de Varna como balneario nacional

Barullo mundano, áreas de baños separadas y vigilantes: Varna hace 100 años

En los años 20, los baños municipales de Varna rebosaban de veraneantes y eran un centro de contactos sociales, cortejos y entretenimiento

Foto: archivo

Tras la liberación de Bulgaria del dominio otomano, habiendo sido Varna la última ciudad búlgara liberada, el 27 de julio de 1878, los dirigentes municipales empezaron a hacer sus primeros esfuerzos por desarrollar Varna como destino marítimo. A tal efecto se contrajeron créditos para secar gradualmente los pantanos de las afueras de la ciudad, construir el primer hotel y crear el Jardín Marítimo. A comienzos del siglo XX, Varna ya disponía de una veintena de hoteles y decenas de pequeñas cantinas y tabernas de heterogéneos parroquianos.

En aquella época llegaron a Varna los primeros turistas extranjeros organizados: un nutrido grupo de franceses que desembarcaron de un buque, atracado en el puerto de Varna, para recorrer las cercanas curiosidades naturales Pobítite Kámani y los manantiales kársticos de Devnya.

A los franceses les sucedieron los checos, que llegaron a convertirse en los visitantes extranjeros más numerosos en la villa. Fue un guiño hacia ellos el nombre del hotel, Praga, que se construyó en el centro de veraneo Santos Constantino y Elena, que acababa de ver la luz. “A los cuatro años de quedar proclamada Varna balneario de primera magnitud, se produjo allá un aluvión de unos 24.000 turistas, frente a una población de unas 30.000 almas de la ciudad”, dice Sonya Gueorguíeva, jefa de la Dirección de Turismo de Ayuntamiento de Varna.

Al principio los veraneantes entraban en el mar con su ropa, pero paulatinamente, horrorizando a los celosos guardianes de la moral, fueron apareciendo mujeres cada vez más ligeras de ropa, luciendo vestidos “escandalosamente” cortos. Los caballeros, por su parte, iban enfundados en monos de punto y hubo necesidad de poner orden.

”Las primeras áreas para baños estaban separadas en un área que era para las damas y otra para los caballeros, sirviendo de línea divisoria un muelle que se adentrada al mar y por el que circulaba un vigilante que impedía que se mezclaran hombres y mujeres”, cuenta Sonya Gueorguíeva.

¿Y qué se puede decir de los años del totalitarismo, cuando Varna se había convertido en capital marítima del llamado Bloque Oriental?

Fue en aquella época cuando el Estado pactaba los primeros contratos con otros países del campo socialista para numerosos grupos de turistas que llegaban a Bulgaria con la cooperación de los sindicatos. Con el fin de atraer a turistas de Occidente, se iniciaron negociaciones con la agencia de turismo Frölich Reisen, de la RFA. Así, en los años 60 se fueron construyendo las instalaciones de los complejos de veraneo en los alrededores de Varna y se sentaron las bases del turismo masivo en la costa búlgara del mar Negro. ”Puedo decir que en el bienio 2018-2019, período anterior a la crisis de Covid-19, Varna acogió a casi 1 100 000 turista y registró unos 4,5 millones de pernoctaciones. O sea, en todos estos años, casi un siglo, los turistas ha aumentando de 24.000 a más de un millón”, resume Sonya Gueorguieva.

Adaptado por Veneta Nikólova

Versión en español por Mijail Mijailov

Fotos: archivo, culturespace.bg

Más de la sección

Una exposición en el Museo de Historia Militar de Sofía ofrece un punto de vista diferente hacia la Unificación de Bulgaria

Con motivo del Día de la Unificación de Bulgaria , el 6 de septiembre, el Museo Nacional de Historia Militar ofrece un paseo histórico a sus visitantes que pueden retornar 136 años atrás con la exposición Sofía, capital de la Bulgaria unificada...

Publicado el 05/09/21 08:10

La Iglesia Ortodoxa Búlgara conmemora el Día de san Alejandro Nevski

El 30 de agosto, la Iglesia Ortodoxa Búlgara rememora el traslado de las reliquias de san Alejandro Nevski y el día de san Alejandro de Constantinopla, que vivía en la época del reinado de Constantino el Grande. El príncipe Alejandro I Yaroslavich..

Publicado el 30/08/21 14:37

De visita al Museo de Etnografía y Arqueología de Éljovo

Creado en 1958, el Museo de Etnografía y Arqueología de la ciudad de Éljovo atrae a los turistas por sus exposiciones permanentes. Una de ellas conserva el amplio patrimonio etnográfico de esta región en el sudeste de Bulgaria. Está presentada la..

Publicado el 24/08/21 15:35