Radio Nacional de Bulgaria © 2021 Todos los derechos reservados

Bulgaria tiene una postura clara con respecto a la República de Macedonia del Norte

Foto: BGNES

Antes de la sesión del Consejo Europeo en Bruselas, el presidente de Bulgaria, Rumen Radev, ha comentado que durante el último mes y medio este país ha sido sometido a una enorme presión por parte de los socios europeos para que hoy sea dado el inicio de las negociaciones de adhesión de la República de Macedonia del Norte a la Unión Europea, ha informado el centro de prensa de presidencial.

En el último momento este punto ha sido eliminado de la agenda de la sesión.

“Lo que encontré durante el anterior Consejo Europeo en mayo fue una Bulgaria aislada, señalada con el dedo y a la que se le acusaba de bloquear las negociaciones con Macedonia del Norte y Albania", ha comentado el presidente Radev y ha agregado que el Gobierno interno ha hecho enormes esfuerzos para compensar los años desperdiciados.

El jefe de Estado ha manifestado que Bulgaria tiene una postura clara para encontrar una solución al problema e insiste en obtener garantías fiables para el logro de resultados sostenibles e irreversibles en las relaciones bilaterales. “Ya es hora de abandonar la diplomacia familiar ante las cámaras y enfocarnos en las soluciones pragmáticas”, ha señalado Rumen Radev y ha advertido que la presión sobre Bulgaria continuará.

El Jefe de Estado además ha resaltado que Bulgaria no puede apoyar el inicio de las negociaciones de adhesión a la Unión Europea de la República de Macedonia del Norte “antes de convencernos de que nuestra vecina no va a forjar su identidad basándose en el robo de la historia de Bulgaria”, se señala además en el comunicado de prensa.