Podcast en español
Radio Nacional de Bulgaria © 2022 Todos los derechos reservados

El día de los santos emperadores Constantino y Elena es fiesta del primer centro turístico marítimo en Bulgaria

Foto: BGNES

El 21 de mayo los cristianos ortodoxos glorifican a los isoapóstoles san Constantino y santa Elena.

San Constantino proclamó la fe cristiana como religión dominante en el Imperio Otomano gobernado por él. Esto sucedió en el año 313, en virtud del Edicto de Milán, promulgado por Licinio y Constantino el Grande. Mediante este documento las persecuciones contra los cristianos cesaron y fueron restituidas las propiedades eclesiásticas confiscadas.

Constantino convocó el Primer Concilio Ecuménico en 325. Según algunas fuentes, él envió a Jerusalén a su madre Elena con la misión de buscar reliquias cristianas en la arruinada ciudad. Según la leyenda, Elena indicó el lugar donde fueron encontradas 3 cruces, una de las cuales era la Santa Cruz. A sus órdenes y con sus medios fueron construidas varias iglesias: la de Belén y el templo del Monte de los Olivos, entre otras. 

Este día se celebra con gran solemnidad en los templos búlgaros consagrados a los dos santos. Uno de ellos está al norte de Varna, en el territorio del centro marítimo San Constantino y santa Elena. Según las leyendas, el monasterio fue fundado en el siglo XIV alrededor de una fuente de agua curativa. Los creyentes dicen que el agua remedia los ojos dolidos y fortalece el espíritu.

Hoy a las 9:00 en el monasterio será oficiada una santa liturgia solemne y se bendecirá agua, con lo cual se dado el inicio del programa dedicado a la fiesta del primer centro turístico marítimo en Bulgaria. Conocido durante el socialismo por el nombre de Druzhba, el centro marítimo San Constantino y santa Elena fue creado en el siglo XIX, cuando en esta parte de la costa búlgara fue erigido el mayor sanatorio en los Balcanes para menores con tuberculosis osteoarticular.

Hay otra tradición búlgara vinculada con el culto a los Santos. Se desconoce desde cuándo en el mágico monte Strandzha existe el curioso rito de bailar sobre ascuas vivas, conocido como “el baile de los nestinar”. Hasta finales del siglo XIX fue difundido en las aldeas fronterizas búlgaras y griegas. Sin embargo, después de las hostilidades contra la población cristiana local durante la Guerra Balcánica en 1912 el rito casi desapareció. Siguió existiendo únicamente en las porciones de difícil acceso en Strandzha donde se ubica la aldea Búlgari, famosa por los nestinar que bailan descalzos sobre las ascuas vivas el 3 de junio, cuando se celebra la fiesta de San Constantino y santa Elena según el calendario Gregoriano. 

El día es onomástica de las personas que llevan los nombres de Constantino, Elena, Elka, Elenko, Lena, Kostadín, Dinko.

Versión al español de Hristina Taseva 

Fotos: BGNES, bgtourism.bg