Podcast en español
Radio Nacional de Bulgaria © 2022 Todos los derechos reservados

Los refugiados ucranianos y las perspectivas ante la temporada turística de verano

Foto: faragency.bg

A finales de la semana que hoy empieza, justo en plena Pascua de Resurrección ortodoxa, arranca la temporada turística en los centros de veraneo de la costa búlgara del mar Negro. Sin embargo, el flujo no menguante de refugiados ucranianos repercutirá insoslayablemente en las vacaciones de los turistas allá. Según información facilitada a Radio Bulgaria por el Ministerio de Turismo, a fecha de hoy, en las regiones de Varna, Burgás y Dobrich, en 589 instalaciones se encuentran alojados 39.598 refugiados, siendo de más de 43.000 su número en todo el territorio nacional.

El sábado, 16 de abril, la viceprimera ministra, Kalina Konstantinova, y el director del Centro de Crisis, Valeri Rachev, anunciaron que el programa estatal que concedía a los refugiados ucranianos la oportunidad de pernoctar y alimentarse gratis en los hoteles finalizará el 31 de mayo:

“Pasada esa fecha, el Consejo de Ministros discutirá con instituciones interesadas las variantes posibles relacionadas con la estancia de los refugiados ucranianos en el territorio de Bulgaria, en función de la situación - dice Eleonora Mladénova, experta del Ministerio de Turismo, tratando de aportar tranquilidad-. Se ha formado un Grupo Coordinador Operativo entre las instituciones del Estado sobre la evacuación y el hospedaje de los refugiados de Ucrania. Para el momento en que venzan los tres meses de su alojamiento en los hoteles se tomará la decisión correspondiente, con el fin de que el país cuente con una temporada de verano normal, sobre todo en los centros de veraneo del litoral. Se están diseñando asimismo planes para centros de acogida temporales a los efectos del alojamiento, se procuran variantes en las que se les pueda trasladar a los refugiados de Ucrania, de cara al comienzo de la temporada de verano, a instalaciones de descanso de instituciones estatales o a centros de montaña”.

Bulgaria ha asumido el compromiso de ofrecer asistencia, y la variante de hospedar a los refugiados en hoteles búlgaros ha sido la única aceptable y más pronta para reaccionar. Con todo, quedan frustradas las vacacionales de Pascua en los hoteles que hayan alojado a refugiados de Ucrania:

“Tenemos a más de 170 ucranianos, 75 de ellos menores - dice Soslan Kolaev, gerente de un hotel de la localidad costera de Balchik, que fue el primero en Bulgaria en abrir sus puertas a los refugiados de Ucrania-. Teníamos gran número de reservas anticipadas hechas para la Pascua de Resurrección y nos vimos forzados a redirigir a los turistas a otros hoteles. Llevamos muchos años trabajando con un importante operador turístico escandinavo. En los últimos dos años, por la pandemia, no se hacían vuelos chárter, pero ahora se han restablecido y se han hecho reservas para todo el hotel a partir de finales de mayo. No sé lo que pasará con los refugiados que tenemos alojados aquí, pero estamos haciendo todo lo posible porque se sientan bien aquí. Bulgaria, a los ojos de estas personas, ha actuado bien”.


Para Soslan Kokaev la solución reside en que los subsidios se prolonguen más allá de finales de mayo. ¿Hasta qué punto podrán sufragar los gastos hechos los subsidios que el Estado ha previsto por cada refugiado alojado?

“Actualmente todos los hoteles están funcionando con pérdidas. Hay hoteles que abrieron el pasado 1 de marzo y llevan 45 días garantizando la alimentación de la gente, pagar facturas comunales etc. Mi factura de la luz es superior a los 50.000 euros. Si ahora sale una segunda factura y los hoteleros no han cobrado nada, quebrará un 90% de ellos - dice tajante Jristo Stilianov, dueño de un hotel en Kranevo. Incluso después de cobrar estos subsidios, seguiremos con una pérdida mínima. Tenemos reservas hechas pero no hay manera de echar a los refugiados a la calle. Quiera Dios que todo se arregle”.


Los turistas que se hayan decantado por disfrutar de sus vacaciones en los centros de veraneo del litoral búlgaro del mar Negro pueden apostar por los hoteles en que no haya refugiados alojados. El Ministerio de Turismo espera la llegada de turistas búlgaros, rumanos, polacos, alemanes, checos, eslovacos, húngaros, israelíes y belgas:

“Se compruebas ciertas premisas para el comienzo de la restauración de la afluencia de turistas procedentes de Gran Bretaña, país que es un mercado clave para Bulgaria-resalta la experta Eleonora Mladénova-. Incentivar el turismo doméstico sigue siendo una prioridad fundamental. De cara a la inminente temporada turística se han planeado una multitud de campañas internacionales. Actualmente estamos diseñando diversas variantes y confiamos que se podrá encontrar la óptima solución”.

Versión en español por Mijail Mijailov

Fotos: faragency.bg, heliosbalchik.com, BNR Varna

Más de la sección

Niños refugiados cuentan sus historias en fotografías

Desde principios de la guerra en Ucrania Bulgaria ha ofrecido asilo a miles de ucranianos. Este país ha acogido asimismo a un enorme número de refugiados de otros países que son invisibles para la sociedad búlgara pero tienen las mismas..

Publicado el 30/06/22 16:08

"July Morning": la tradición en la costa del mar Negro continúa

Recibir el amanecer en la costa búlgara del mar Negro el primer día de julio se ha convertido en un rito repleto de luz y sensaciones positivas que es respetado y transmitido de una generación a otra . A pesar de que se inspiró en el movimiento..

Publicado el 30/06/22 15:10

La falta de médicos y especialistas jóvenes se convierte en un problema nacional para Bulgaria

Muchos hospitales en Bulgaria afrontan la escasez de especialistas en distintos ámbitos de la medicina. Hay unidades enteras en los hospitales de las pequeñas ciudades búlgaras que dependen de la asistencia de médicos jubilados que siguen trabajando,..

Publicado el 29/06/22 13:32