Radio Nacional de Bulgaria © 2020 Todos los derechos reservados

Villa Armira, el palacio de mármol del valle del río

БНР Новини
La antigua Villa Armira es el palacio privado más rico de la época romana descubierto en las actuales tierras búlgaras. Construida en la segunda mitad del siglo I d. C., fue propiedad de un prominente aristócrata tracio y centro de su posesión territorial. En la actualidad es la muestra más rica y mejor conservada de la arquitectura y el arte provincial romanos. Las paredes de todos los recintos del primer piso estaban cubiertas de mármol blanco resplandeciente, por eso a la Villa a menudo se le llama “El palacio de mármol” del valle del homónimo río, afluente del Arda.


Según los expertos, la Villa fue creada unos 20 a 25 años después de que el antiguo reino de Tracia fuera conquistado y convertido en una provincia romana. Los arqueólogos afirman que Armira había sido propiedad de un gobernante que regentaba todo el tramo inferior del río Arda, que nace en el monte Ródope. El cortijo adjunto a “El palacio de mármol” se extiende sobre unos 1000 metros cuadrados. Después de ser construida, la Villa ha sido objeto de muchas remodelaciones y mejoras, conforme el gusto de sus propietarios, que iban cambiando a lo largo de los años.

СнимкаAl cabo de más de tres siglos de florecimiento, en la segunda mitad del siglo IV Villa Armira fue quemada y saqueada, y a finales del mismo un terremoto devastador arrasó sus ruinas. Fue descubierta accidentalmente en 1964 durante obras de excavación para una presa. Hoy en día, sus visitantes quedan fascinados por la suntuosa decoración de mármol y de mosaicos en cada recinto del palacio.

El mosaico, obra de los avezados maestros de la Antigüedad, y con una superficie de más de 400 metros cuadrados, está hecho de minúsculas piedrecillas negras, blancas y de color. Las figuras representadas con ellas aportan al mosaico un valor excepcional y proporcionan información visual sobre la apariencia y el modo de vida de las personas que habitaron estas tierras hace dos milenios. Sobre la alfombra de mosaico destacan interesantes personajes de la mitología griega como Apolo, Artemisa, Pan sentado y un sátiro, entre otros.

La Villa Armira es un museo al aire libre y todo en ella está conservado en su forma auténtica, dice Velichka Chorbadjíeva, administradora en el Museo Municipal de Historia de la ciudad de Ivaylovgrad (sureste de Bulgaria).

СнимкаVilla Armira es un impresionante palacio romano de dos pisos con 22 aposentos en la primera planta. Allí está la sala de banquetes, el dormitorio, el recibidor del señor de la casa; está restaurado el lujoso baño equipado con una sauna. Todas las estancias están ordenadas en torno a una gran piscina en el centro del edificio, rodeada de barandillas de mármol. Entre ellas están instaladas hermas (pilares rectangulares con busto de mármol) en honor del dios Hermes, venerado como protector del hogar y de los comerciantes. El propietario de la Villa probablemente comerciaba con mármol de los yacimientos de la zona. Los pisos en todos los recintos están cubiertos con una alfombra de mosaicos perfectamente esculpidos. Este es uno de los mayores hallazgos de mosaicos en Bulgaria. La villa antigua de color blanco muestra las tendencias de moda en los mosaicos romanos del siglo I al IV. Estos son unos de los más antiguos conocidos en tierras búlgaras. Se distinguen por sus motivos florales y geométricos, siendo las hojas de hiedra, los granados, las flores del loto y del lirio los principales. Por doquier hay imágenes de la Gorgona Medusa, símbolo de la propia Villa Armira. Su propósito es el de proteger el hogar y a sus dueños contra el mal de ojo. En el mosaico del salón se ve muy bien la imagen de Medusa. Cada turista puede comprobar que se ponga donde se ponga en la estancia, la Gorgona Medusa parece que le sigue con la mirada. Según la mitología, el monstruo petrificaba a quien tenía malos pensamientos contra el patrón de la casa. Además de la efigie amenazadora de la criatura mitológica, en muchos lugares se puede ver, representada en seis variantes sobre el mosaico, una esvástica. La esvástica en Villa Armira personifica el ciclo de la vida y es un símbolo conocido del arte de Oriente Medio desde hace más de 2 a 3 mil años a.C. Protege el hogar y la fertilidad.

СнимкаDespués de varias reconstrucciones, dentro de distintos programas europeos, desde hace dos años la villa está abierta al público y es parte del Movimiento “Conocer Bulgaria: 100 sitios turísticos nacionales”. Desde entonces el flujo de visitantes en la zona se ha incrementado significativamente. Hasta finales de 2015, “El palacio de mármol” del valle del río Armira ha sido visto por 150 mil turistas, aproximadamente.

Versión en español por Daniela Radíchkova
Fotos: bulgariatravel.org  y wikipedia.org

Más de la sección

La Fortaleza de Asén, envuelta en misticismo y leyendas

En una colina solitaria, proyectando su sombra sobre el río Asénitsa, se erigía una fortaleza inexpugnable. En lo alto, en las temibles rocas, encontraron un puerto seguro tracios, romanos, bizantinos, europeos occidentales, búlgaros, otomanos...

Publicado el 23/12/19 08:10

Marcianópolis: la ciudad de fascinantes mosaicos romanos

Cuenta la leyenda que una vez el emperador romano Marco Ulpio Trajano (98 - 117) se detuvo con su hueste cerca de uno de los manantiales kársticos de Devnia, en la provincia de Mesia Inferior. Su hermana, Marcia, envió a su criada a por agua..

Publicado el 12/12/19 15:33

Décimo aniversario del Centro Museístico “Arte tracio en el Monte Ródope oriental”

En el año 2000, el arqueólogo doctor Gueorgui Kitov y su equipo descubrieron en el montículo Roshava Chuka, en las afueras del pueblo de Alexandrovo de la región de Jáskovo, una necrópolis tracia del siglo IV antes de Cristo. Sus frescos y su..

Publicado el 15/05/19 16:12