Centros sociales comunitarios apoyarán a mujeres gitanas en situación desaventajada

Foto: Centro Maternal de Biala Slatina

Más de 600 mujeres de las comunidades gitanas en Razgrad, la aldea de Vazovo −en el municipio de Isperij− y la ciudad de Biala Slatina, de edades comprendidas entre los 15 y los 55 años recibirán respaldo para que salgan del marco de su vida cotidiana y mejoren sus habilidades sociales y laborales. Es este el objetivo que se ha planteado el proyecto “Innovaciones sociales para la inserción social más eficiente de mujeres gitanas en situación desaventajada”.

Es beneficiaria del proyecto, cuyo cumplimiento ha sido acometido a finales de 2017, la organización “Asociación Integro” de Razgrad, en cooperación con Centros Maternales: Red Internacional MINE, de Stuttgart, Alemania. El proyecto se inserta en el procedimiento “Partenariado transnacional y danubiano por el empleo y el crecimiento” en el marco del Programa Operativo de Desarrollo de los Recursos Humanos, años 2014 a 2020, cofinanciado por la UE a través del Fondo Social Europeo. La ayuda financiera asciende a 100 mil euros, es totalmente gratuita, y la duración del cumplimiento de las actividades que conlleva se extiende hasta finales del año en curso, explica Kamen Makaveev de la citada asociación.

Se planea habilitar tres centros sociales en los que las mujeres de la etnia gitana –las cuales a juicio de Makaveev sufren una acentuada discriminación, adquieran habilidades sociales y laborales. En el centro de Razgrad habrá formación en la profesión de peluqueras, y en los dos centros restantes, cursos de cocineras. Para ambas actividades se asegurará el equipamiento indispensable y, conforme al proyecto, en cada uno de los tres centros habrá nombradas dos personas con contratos laborales. Con el fin de llevar a la práctica esta actividad la organización no gubernamental de Razgrad está estudiando la experiencia de la Red Internacional de Centros Maternales de Alemania.

Lo que nos aproxima a la organización germana es la existencia de objetivos idénticos y de una experiencia en la labor de trabajar por el bienestar y la inserción social de las mujeres gitanas. En el marco del proyecto estamos examinando a centros de integración que aplican métodos de inserción social de migrantes en países de Europa Occidental, señala Kamen Makaveev. Integran el grupo concreto del proyecto 600 mujeres, de los tres núcleos poblacionales ya citados anteriormente, con hijos, sin alto nivel educacional, sin estudios regulares, desempleadas o con ocupación laboral temporal. En los centros sociales comunitarios que se proponen ofrecer formación profesional se aplicarán enfoques de estudios informales y adquisición de conocimientos, y habilidades profesionales.

La idea apunta a facilitar la inclusión social de las mujeres gitanas que se encuentran expuestas al peligro de verse excluidas de los procesos sociales. Nos proponemos transformar a esas mujeres en ciudadanas más activas. Una de las causas por elegir el trabajo con mujeres es que éstas son las personas que las más de las veces tienen la responsabilidad por la crianza de los hijos. Un eventual cambio en su s ideas sobre el papel que ellas puedan desempeñar en la sociedad civil también puede repercutir en sus hijos que en el futuro se podrán convertir en participantes más activos en la vida pública.

Se espera que los centros sociales comunitarios comiencen a funcionar hasta finales de este mes de marzo. Tras concluir las actividades en el marco del proyecto, los centros deberían seguir funcionando, corriendo los municipios con los gastos comunales.

Se espera que se beneficien de esta innovación social también las autoridades locales a la hora de planear medidas adecuadas en los planes municipales de integración relativos a la solución de problemas específicos de las mujeres gitanas, dice en conclusión Kamen Makaveev.

Según la Estrategia de la región de Razgrad para la integración de los gitanos en el período de 2012 a 2020, la población económicamente activa de la etnia gitana asciende a 1392 personas, cifra que representa un 2,5 %, aproximadamente, del total de la población económicamente activa en la región. Un 81,8 % de los representantes de la comunidad gitana son personas desempleadas o económicamente inactivas. Las causas de ello residen en el bajo nivel educacional y la falta de formación profesional de la mayoría de los gitanos como también en el número elevado de las personas desalentadas o trabajadoras en la economía sumergida, que no buscan activamente un empleo y no se mantienen registradas en las oficinas de empleo. Una buena parte de los gitanos en edad activa se encuentra trabajando en el extranjero, siendo ello, frecuentemente, la posibilidad única para conseguir ingresos y mantener a sus familias.

Versión en español por Mijail Mijailov

Más en la categoría

Gimnasia y bailes para bebés y ancianos con espíritu joven

Todos bailamos. Movemos el pie, agitamos los dedos y nos balanceamos rítmicamente cuando escuchamos música. La danza es algo natural que nos viene de dentro, de modo que ¡bailad!, invita Verónica de Boer. Desde su más tierna infancia, Verónica se..

Publicado el 25/09/18 14:15

Calidoscopio balcánico

Empieza el proceso de evaluación de la CE sobre Macedonia El próximo 27 de septiembre una delegación macedonia compuesta por representantes de varios ministerios e instituciones viajará a Bruselas para mantener conversaciones con la Comisión..

Publicado el 25/09/18 13:03

Saca un perro de un refugio, su raza es amor

Con una amplia sonrisa y un corazón fiel, Vivaldi pide afecto acudiendo a los brazos de cualquiera que se le acerque. En el espacioso prado del Parque del Sur de Sofía, busca a un amigo que coja su correa y se lo lleve a su casa para siempre...

Publicado el 24/09/18 08:00